Loló Soldevilla

44_lolo_soldevilla arreglada

Loló Soldevilla

Su verdadero nombre era Dolores Soldevilla Nieto. Realizó los primeros estudios en su ciudad natal y alrededor de 1912 se trasladó con su familia a La Habana. Después de graduarse en las disciplinas de violín y canto en el Conservatorio Falcón fundó la agrupación femenina La Orquesta de Loló. A partir de 1930 fue detenida en varias ocasiones por participar en actividades contra la dictadura de Machado. Tras la caída del régimen mantuvo sus posiciones revolucionarias y en 1935 sufrió prisión varios meses en la Cárcel de Mujeres de Guanabacoa. En mayo de ese año tomó parte en la fundación del Partido Aprista de Cuba, junto con Enrique de la Osa, Guillermo de Zéndegui y otras figuras, y llegó a integrar el Comité Ejecutivo Nacional de esta organización política. Tomó parte activa en las campañas de ayuda a la República Española tras el estallido de la Guerra Civil. En las elecciones a la Asamblea Constituyente de 1940 fue elegida suplente. Como miembro del Partido Revolucionario Cubano (Auténtico), en las elecciones de 1946 obtuvo un escaño de Representante por la provincia oriental. En 1948 comenzó a pintar y en febrero del año siguiente, decepcionada por la corrupción política, renunció a su cargo en la Cámara. Poco después viajó a París, donde ingresó en la Academia Grande Chaumière y realizó las dos primeras exposiciones de sus cuadros: en el Salón de Mónaco y en la Academia de Bellas Artes. En 1950 regresó a Cuba y ofreció una muestra personal en el Lyceum y Lawn Tennis Club. Meses más tarde emprendió un viaje de visita a España, Suiza, Holanda, Bélgica, Gran Bretaña, Austria y República Federal Alemana. En 1952 expuso en el Palacio de Santa Cruz, de Valladolid, y tras su regreso a Cuba presentó sus pinturas y esculturas en la Sociedad Cultural Nuestro Tiempo. Al ocurrir en 1952 el golpe militar de Batista partió hacia Francia y en 1953 ofreció una exposición en la Galería Arnaud, de París. En 1957 viajó a Venezuela, volvió de nuevo a Cuba y expuso en el Palacio de Bellas Artes. Al mismo tiempo fundó la Galería Color y Luz. Vinculada al Movimiento 26 de Julio, se vio obligada a hacer vida clandestina. Durante el período prerrevolucionario colaboró en Diario de la Marina, Carteles, Información, El País, Avance, Porvenir, Tiempo en Cuba y Survey, así como en las publicaciones parisinas Combat y Arts. Tras el triunfo revolucionario de 1959 se incorporó como redactora al periódico Revolución. Durante el curso 1960-61 se desempeñó como profesora de artes plásticas en la Escuela de Arquitectura de la Universidad de La Habana. En 1964 fundó el grupo de pintores Espacio y en 1966 expuso sus cuadros en la Galería de La Habana. Por este tiempo integró la redacción del periódico Granma. En la Casa de la Cultura Checoslovaca realizó una retrospectiva de collages en 1970. Fue miembro de la UPEC y de la UNEAC y colaboró en Bohemia.(Jorge Domingo Cuadriello)